Sábado 06 de Junio de 2020

Con pirotecnia las mascotas no tienen fiestas felices

Un perro es capaz de tirarse de un balcón al escuchar fuegos artificiales. El estruendo es insoportable para su oído y se ponen tan nerviosos que quieren escapar de ese sufrimiento, cueste lo que cueste.

Si bien a los animales en general les hace mal, los que se llevan la peor parte son los canes. “Lo perciben como un sonido muy intenso, muy agudo. Eso, en algunos perros le genera pánico, miedo, fobia, provocando un problema de comportamiento”, le explica a ENREDACCIÓN el veterinario Diego Graiff (MP 1716). Por eso, las reacciones son diversas pero extremas, algunos atraviesan puertas de vidrios, se quedan trabados en las rejas o se escapan de la casas. “Cuando el animal huye, está desorientado buscando refugio, entonces no escucha el llamado de sus dueños y se pierde”.

En algunas ciudades del país se ha avanzado es materia legislativa respecto del uso de pirotecnia. Córdoba no es el caso, ya que las empresas autorizadas todavía tienen habilitaciones vigentes y solo está prohibido el uso de bombas de estruendo en la zona del Centro. Aunque es una problemática que ha adquirido mayor visibilidad en el último tiempo, para Graiff todavía hay desconocimiento acerca de los perjuicios que tienen los “cuetes” para las mascotas y es necesario seguir difundiendo información sobre el tema.

Además de evitar el uso de fuegos artificiales, se pueden tomar ciertos recaudos para proteger a nuestros amigos de cuatro patas. “Lo ideal es que perros y gatos usen un collar con una medalla identificadora por si se extravíen, los puedan encontrar”, señala el veterinario y agrega que en caso de no tener chapita, al menos escribirles los datos con fibrón en el collar para poder reubicarlos. También recomienda tranquilizar a los animales con contención física, es decir un abrazo. “Sino contención química con un sedante tranquilizante. Siempre que se utilice este método, hay que consultar al especialista porque las dosis dependen de las razas y de cada animal, y en algunos casos están contraindicadas, por ejemplo, si tienen epilepsia o cardiopatías.

Ver también

Otra posibilidad para protegerlos es encerrarlo en la habitación más hermética de la casa y ponerles música para atenuar el ruido. “Lo más conveniente es evaluar qué necesita cada perro, sus dueños los conocen mejor que nadie, sabrán cuál es el la medida más adecuada. Lo importante es anticiparse y no esperar hasta el 24 o el 31 para actuar”, dice el médico a cargo del Programa Mascotas Argentinas en Córdoba.

El próximo 10 de diciembre es el Día de los Derechos de los Animales y no causarles dolor o sufrimiento ambiental, son parte de la lista. Usar pirotecnia es una forma de maltrato, entonces en estas fiestas, en lugar de petardos y cañitas voladoras, después del brindis mejor un hueso por debajo de la mesa.

Scroll To Top

Suscribite a nuestros newsletters

Recibí todos los días nuestras mejores noticias, análisis, historias e imágenes.

Ingresá al Formulario de suscripción