La sesión conjunta de las comisiones de Presupuesto y Previsión Social fue tensa y plena de acusaciones cruzadas, pero el bloque de Cambiemos logró sacar dictamen de mayoría para tratar el tema en la sesión de la próxima semana.

El gobernador tucumano Juan Manzur y su par cordobés, Juan Schiaretti. Foto: Gentileza Tucuman.gov.ar
Municipalidad de Río Cuarto-Parque Sarmiento

El ajuste jubilatorio dio un paso adelante ayer, luego de ocho horas de deliberaciones, que incluyeron un escándalo con golpes e insultos cuando un grupo de jubilados ingresó a la sala donde deliberaban los diputados. El dictamen cuenta con el apoyo de 34 diputados del PRO, la UCR y la Coalición Cívica de Elisa Carrio, y cinco diputados que responden a los gobernadores de Misiones, Santiago del Estero, Córdoba (el legislador Paulo Casinerio), Tucumán y Chaco. Con 39 firmas sobre 80 miembros de las dos comisiones, este será el dictamen de mayoría.

VER CUÁNTO VAN A PERDER LOS JUBILADOS SI SE APRUEBA EL RECORTE QUE PROPONE EL GOBIERNO NACIONAL.

VER MÁS ARTÍCULOS DE FABIÁN GARCÍA.

De esta forma, el proyecto podría tratarse en la sesión de la próxima semana y es igual al que se aprobó en el Senado, por lo que de lograrse su sanción en Diputados, será promulgado inmediatamente por el presidente Mauricio Macri.

Sin embargo, no todo está dicho. Salvo Juan Schiaretti, y sus pares de Tucumán Juan Manzur, y el misionero Hugo Passalacqua, el Ejecutivo nacional y sus operadores en el Congreso aún no recibieron el okey del resto de los gobernadores del peronismo.

¿Qué significa esto? Hasta anoche, el oficialismo sumaba 107 diputados del interbloque de Cambiemos, más los 4 de Schiaretti, 3 de los 4 de Manzur, y los 5 de Misiones. El resto del Interbloque federal, que responde a los gobernadores peronistas dialoguistas, entre los que se encuentran los de La Rioja, Salta, Chaco, La Pampa, Entre Ríos y San Juan mantienen “silencio stampa”, como diría el ex DT de la selección nacional, Alfio Coco Basile. Los operadores del oficialismo adicionan entre los suyos al santiagueño Gerardo Zamora, del Frente Cívico por Santiago, que tiene un bloque de 6 legisladores. El número de esa alianza es 126, tres menos que los necesarios para conseguir quórum, pero, en principio, suficientes para obtener la aprobación de la nueva ley.

El diputado nacional, Martín Losteau.

Voceros del gobierno informaron ayer que el bloque de Martín Lousteau es el que dará quórum, pero se abstendría en la votación del proyecto. Este bloque posee 4 diputados, con lo cual el oficialismo sumaría 130 y, por lo tanto, podría sesionar.

Voceros del gobierno informaron ayer que el bloque de Martín Lousteau es el que dará quórum, pero se abstendría en la votación del proyecto. Este bloque posee 4 diputados, con lo cual el oficialismo sumaría 130 y, por lo tanto, podría sesionar.

Los otros 17 diputados nacionales del interbloque federal se expresarían contra el ajuste previsional. Quedarían en el mismo espacio que el resto de los peronistas de los bloques kirchnerista y massista. El PJ/FPV tiene 65 legisladores y el Frente Renovador de Sergio Massa (17), a los que se suma la cordobesa Adriana Nazario, que responde al ex gobernador José Manuel De la Sota. Esto es, 100 diputados nacionales.

De los restantes 27, entre los que se encuentran numerosos bloques unipersonales peronistas y los del Frente de Izquierda y los Trabajadores (FIT), el Partido Socialista y Libres del Sur, la mayoría se sumaría al rechazo. Es decir, que se estima entre 115 y 120 diputados a los que podrían oponerse a la reforma. La diferencia, en ese contexto, es demasiado exigua, lo que seguramente obligará al gobierno a negociaciones hasta último momento, que se encuentran en manos del ministro del Interior, Rogelio Frigerio. El silencio de muchos gobernadores se explica por ese motivo. La otra razón es la opinión pública, que en todo el país, parece no digerir el ajuste previsional. Se trata de una prueba de fuego.

LOS GOBERNADORES PERONISTAS QUE ORDENARÁN A SUS DIPUTADOS VOTAR LA REFORMA PREVISIONAL SON: JUAN SCHIARETTI (CÓRDOBA), JUAN MANZUR (TUCUMÁN) Y HUGO PASSALACQUA (MISIONES). ADRIANA NAZARIO, LA MUJER DEL EX GOBERNADOR CORDOBÉS, JOSÉ MANUEL DE LA SOTA, VOTARÁ EN CONTRA DEL AJUSTE.

Sumate al equipo y ayudanos a contar más historias.

fabian.garcia@enredaccion.com.ar

@garciadelapampa

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com