Schiaretti implementa el modelo de tercerizaciones en EPEC, mientras el intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde (PJ), reclama estatizar Edesur.

El intendente de Lomas de Zamora, el peronista Martín Insaurralde.
Municipalidad de Río Cuarto-Parque Sarmiento

En la provincia de Buenos Aires, los intendentes peronistas van en sentido contrario al gobernador peronista cordobés, Juan Schiaretti. El intendente de Lomas de Zamora y posible candidato a gobernador de la provincia, Martín Insaurralde (PJ), reclamó esta semana la estatización de Edesur a causa de su “servicio ineficiente” y se sumó a las demandas del intendente macrista de Lanús, Néstor Grindetti contra la empresa. Los intendentes del conurbano destilan bronca frente a los grabadores y micrófonos porque Edesur y Edenor son un problema cotidiano en sus municipios a causa de los cortes y la lentitud de las reparaciones. Los apagones son un problema político, porque generan protestas contra los jefes comunales, por eso la preocupación que transmiten.

Se le suma un condimento extra: el mejor amigo del presidente Macri, Nicolás Caputo, es uno de los accionistas de SADESA, el holding que controla a través de Hidroeléctrica Piedra del Águila (HPDA) y La Plata Cogeneración, el 48,5% de Edesur.  Esta empresa eléctrica brinda servicio a una parte de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y las zonas sur y sudoeste del Gran Buenos Aires, donde se encuentran Lanús y Lomas de Zamora. Esta eléctrica surgió de la división de la estatal SEGBA (la otra compañía gemela es Edenor) que realizó el ex presidente Carlos Menem para privatizarla en 1992.

Los dos jefes comunales ya habían compartido reclamos colectivos para demandar a Edesur. Según cuentan distintos medios del GBA, de algunas de esas presentaciones judiciales, participó también el jefe comunal de Almirante Brown, Mariano Cascallares (FpV). Sin embargo, el que más lejos legó es Grindetti, que es del mismo palo que el presidente Macri. El caso Edesur y sus incumplimientos están en la Suprema Corte de Justicia.

El intendente de Lanús acudió a la Justicia para avanzar contra la empresa, a la que quiso multar con 200 mil pesos por día, pero desde Edesur apelaron y recurrieron en la Suprema Corte, que frenó la multa. Ahora Grindetti pidió reuniones con directivos de la compañía y funcionarios de energía para avanzar en el tema.

Insaurralde ha ido al tereno político y puso en debate la necesidad de estatizar la empresa. El planteo de este peronista va en sentido contrario del gobernador peronista, Juan Schiaretti, que a través de tercerizaciones (entrega de actividades y servicios) y divisiones operativas, parece haber “comprado” el modelo de las eléctricas privatizadas. En esa línea ha puesto en marcha pruebas piloto a través de empresas privadas para adquirir sistemas de telemedición, que dada la cantidad de usuarios de EPEC, podrían significar un negocio superior a los 100 millones de dólares cuando el sistema que se desarrolló puertas adentro de la empresa hubiera costado entre 15 y 16 millones de dólares, es decir, un ahorro de alrededor de 85 millones de dólares. También ha puesto ha contratado empresas “toma-estados” de los medidores que han desarrollado su experiencia en Edesur y Edenor.

A su vez, la división contable de EPEC y el intento de bajar el costo laboral imponiendo medidas de flexibilización laboral, apuntarían a preparar la empresa para una eventual privatización; al menos de una parte del sector de Generación. Cabe aclarar que EPEC es una empresa integrada y por lo tanto, única en el país, ya que no se rige por el marco regulatorio nacional, en el que generación está separada de distribución y transmisión. La segunda particularidad es que su CCT ´posee mayor cantidad de derechos en relación al que rige, por ejemplo, en Edenor y Edesur.

Justamente, las dos empresas que abastecen la CABA y el Gran Buenos Aires, tienen hasta cuadrillas “tercerizadas” para llevar adelante tareas, por ejemplo, de reconexión o de reparación de líneas o tendido de nuevas líneas. El modelo EPEC es diferente, ya que se asienta en personal propio. Los especialistas consultados por ENREDACCIÓN, señalan que esto es lo que permite que la empresa cordobesa tenga una mayor nivel de eficiencia respecto a la solución de problemas de abastecimiento, aunque un costo operativo más elevado a causa de su modelo organizacional. La tercerización de “las privadas” baja costos  e incrementa ganancias, porque las empresas satélites contratan trabajadores más jóvenes y con menos derechos, pero son más ineficientes en relación a la calidad del servicio eléctrico (cantidad de interrupciones y tiempo de los cortes). A ello se le suma la baja tasa de inversión.

“La luz es un servicio público esencial que representa salud, seguridad y calidad de vida. Es el momento de dar el debate de la estatización para proteger a los usuarios. Otro camino es posible”, dijo Insaurralde durante un acto en Lomas de Zamora, después de hablar de la “innumerable” cantidad de cortes que hay en los barrios bonaerenses.

Insaurralde cuestionó también el rol del Gobierno respecto a la empresa. “El Estado les autoriza aumentos millonarios pese a que la calidad de la prestación es cada vez peor. El presidente debería poner el foco en el servicio de las compañías, no en la rentabilidad de las empresas”.

También revela un cuestionamiento al traspaso de la concesión lisa y llana que propone Schiaretti de Edenor y Edesur a la provincia y la Ciudad de Buenos Aires para que se hagan cargo de los subsidios que hoy paga el Estado nacional. Esto en el marco de la discusión Nación-Provincial por el ajuste que reclama el FMI para asistir financieramente al gobierno de Mauricio Macri. Hasta ahora, sobre ese tema, María Eugenia Vidal y Horacio Rodríguez Larreta han señalado que no tendrían inconvenientes, pero lo aceptarían sólo si es traspasado con los fondos.

fabian.garcia@enredaccion.com.ar

@garciadelapampa

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com

Sumate a un equipo que hace PERIODISMO COMPROMETIDO. Te invitamos a APOYAR a ENREDACCIÓN con una SUSCRIPCIÓN MENSUAL de 63 pesos. La SUSCRIPCIÓN se solicita a partir del décimo artículo (los primeros nueve se pueden leer gratuitamente) y te permite participar de los premios y beneficios de EL CLUB DE LA NOTICIA. Más información en Suscripción Digital.

Telecom