Este año, los regalos a los padres no movieron la aguja de las ventas comerciales: la CAME aseguró ayer que disminuyeron un 3,6% en 2017 respecto de 2016. La buena noticia es que fue porcentaje inferior a la caída de 2016, cuando comercializaron un 7,5% menos que en 2015.

 

El día del Padre es importante afectivamente para las familias y también uno de los baluartes de ventas del comercio minorista. Sin embargo, en este 2017, medido en cantidades, el festejo culminó en baja: -3,6% respecto a igual fecha del año anterior. A su vez, el valor promedio de cada compra se ubicó en $ 570 , según un sondeo que realizó la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), una de las entidades que agrupa al sector.

El informe precisó que de los 14 rubros relevados 13 finalizaron la fecha con bajas interanuales, y uno ‘Gastronomía y Restaurantes’ se mantuvo sin cambios frente al año pasado.

De menor a mayor los rubros muestran los siguientes resultados: “Accesorios de computación, electrónicos y audio” -2,2%; “Librería” -2,4%; “Vinos y Licores” -2,8%; “Regalerías” -3,3%; “Herramientas y artículos de ferretería” e “Indumentarias” -4,3%; “Perfumerías” -4,5%; “Marroquinería” -4,9%; “Calzados” -5,5%; “Artículos deportivos y de recreación” -5,6%; “CD y DVD” -5,7%; y “Joyería y Relojería” -8%.

El presidente de CAME, Fabián Tarrío, sostuvo que “hubo gran diversidad en los resultados”, y destacó que “muchos comercios lanzaron promociones muy interesantes para captar público y tuvieron mejores ventas”.
La entidad señaló que hubo rebajas de entre 35% y 50% en indumentaria, calzados, vinos, restaurantes, y artículos electrónicos principalmente, o negocios que ofrecían por cada compra sorteos con la posibilidad de ganar pasajes en avión, cupones de descuentos, cenas, y otros regalos.

“Los que no elaboraron estrategias para abaratar precios, se quedaron con pocos clientes. Pero se trata de alternativas que muchas PYMES no pudieron ofrecer, y que aun haciéndolas, a menudo no alcanzaron para competir con los grandes firmas que tuvieron acuerdos generosos con los bancos por compras con tarjetas”, explicó.
El informe indicó que el ticket promedio de compra este año “se ubicó en $570, un 18,7% por encima del año pasado, pero la inflación anual fue superior, lo que muestra el cuidado del consumo”.

Por otra parte, la CAME remarcó que este año “continuaron ganando relevancia las ventas por Internet”, y puntualizó que, según el análisis de demanda realizado por Focus Market para la entidad, las ventas se distribuyeron del siguiente modo:

-15 por ciento fueron online;

-43 por ciento en comercios a cielo abierto;

-11 por ciento en supermercados;

-31 por ciento en shoppings.

Cómo Comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com