En esta columna, Carlos Vicente señala que el desafío que tiene por delante el FPV para saltar a jugar en Córdoba como opción popular y democrática es que sus candidatos surjan de las PASO. "El FPV debe construir democráticamente su propuesta, con la participación y decisión de dirigentes, militantes y la ciudadanía".

La ex presidente Cristina Fernández de Kirchner. (Web).

(POR CARLOS VICENTE*). El Kirchnerismo de Córdoba deberá  dar la disputa electoral enfrentando a la derecha en su doble versión: Macrismo y Cordobesismo. En las elecciones de 2015, las dos caras del conservadurismo cordobés se aliaron abierta o solapadamente para enfrentar en las urnas al Frente para la Victoria (FPV). En éste 2017 las dos variantes de la derecha provincial van a intentar ser las puntas de la polarización electoral. El desafío entonces será construir una alternativa popular sin quedar en los márgenes del sistema político.

La oportunidad que tiene disponible y que debería aprovechar el Frente para la Victoria en las próximas elecciones, es que las mismas son de carácter nacional (en Córdoba solo se eligen Diputados Nacionales), y que en los distritos principales –Provincia y Ciudad de Buenos Aires- se van a polarizar los comicios entre Macri y Cristina, lo que de una u otra manera se trasladará al conjunto del país; mientras que el voto no kirchnerista en el orden provincial se presentará dividido.

Córdoba no ha estado ajena al clima social que vive el país. En este año y medio se han desarrollado importantes movilizaciones populares contrarias a las políticas aplicadas por el Gobierno Central y seguidas por Schiaretti.  La lucha contra los tarifazos, Ni Una Menos, las movilizaciones de CTA, el paro de la CGT-CTA, la defensa de la Educación Pública, la protección del Ambiente, la recuperación de la FUC, la lucha de los docentes, las movilizaciones del 24 de Marzo, expresan desde todos los sectores, la voluntad  del pueblo cordobés  en defensa de sus derechos y rechazo de las políticas neoliberales

Por lo tanto las posibilidades del FPV están determinadas por su capacidad de introducir en la agenda, que  las elecciones próximas son un momento apropiado para frenar las medidas conservadoras y manifestar el malestar y el rechazo que se mueve en la calles, frente al modelo de ajuste y restricción de derechos que impulsa.

El kirchnerismo debe salir del encierro de capilla, y llegar con su mensaje a los más de  600.000 cordobeses que los votaron en la segunda vuelta de noviembre de 2015.

Para ello, debe salir del encierro de capilla, y llegar con su mensaje a los más de  600.000 cordobeses que los votaron en la segunda vuelta de noviembre de 2015. Dialogar con el pueblo peronista desde la experiencia de gobierno de Néstor y Cristina con la convicción de que hoy extraña sus políticas nacionales y populares. Dialogar con los miles de cordobeses que se sienten estafados por el gobierno de Cambiemos y de distintas maneras expresan su rechazo y con los radicales, que extraviaron a Illia y Alfonsín en la republiqueta de Morales.

El desafío que tiene por delante el FPV para saltar a jugar en Córdoba como opción  popular y democrática es que sus  candidatos surjan de las PASO (Primarias Abiertas Simultaneas y Obligatorias).  Construir democráticamente su propuesta, con la participación y decisión de dirigentes, militantes y principalmente de la ciudadanía. Desde un punto de vista práctico las PASO pueden poner en el escenario electoral, con tres meses de anticipación, el despliegue de su militancia en todo el territorio provincial, romper el ghetto en el que la quiere recluir la derecha y evitar el faccionalismo con el debate público y abierto. Que sea el voto de los cordobeses lo que de legitimidad a sus candidatos, al perfil político y social que representa, y al mismo tiempo permita abarcar la pluralidad de colores que lo integran.

*Abogado. Ex diputado provincial (1999-2001); ex viceintendente de Córdoba (2007-2011), y ex-delegado del AFSCA durante el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner. Titular de Nuevo Encuentro en Córdoba.

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com