La película “Candelaria” está cosechando elogios y premios alrededor del mundo. Filmada en Cuba y ambientada durante el “periodo especial”, cuenta la historia de dos personas mayores que sobreviven a la crisis económica y emocional gracias a una cámara filmadora. Hablamos con su director Jhonny Hendrix Hinestroza.

El director Jhonny Hendrix Hinestroza.

Candelaria existe. Por un lado, la historia es real y le pasó a una mujer llamada Candelaria en Cuba, y por otro, “es una historia que puede suceder en cualquier lugar de Latinoamérica. Por ejemplo, en Colombia hay muchos barrios o ciudades, donde esa historia se podría contar no sólo en los ‘90, sino en los ‘80, los ‘50 y actualmente. Muchas familias en América Latina viven el Periodo Especial todo el tiempo, cada instante”, le dice Jhonny Hendrix Hinestroza a ENREDACCION.

VER MÁS ARTÍCULOS DE DAI GARCÍA CUETO.

El director colombiano es un cazador de historias y su instinto no falló cuando le prestó el oído a una señora durante la presentación de su primera película, Chocó, en La Habana. Era una anciana que había perdido a su marido luego de muchos años de matrimonio, “una pareja de adultos mayores que logra sobreponerse al Período Especial y que logran salvaguardar su amor, o el amor logra salvaguárdalos a ellos juntos”, cuenta Hendrix. El relato lo conmovió, por eso al momento de convertirlo en guión mantuvo la mayoría de los elementos, como el contexto histórico y la edad de los personajes, aunque agregó algunos condimentos para hacerla aún más cinematográfica, como la cámara de filmar que encuentra Candelaria en su trabajo en un hotel y que será el detonante de la historia. Jhonny es un tipo que cree en las casualidades y está fue una de las tantas en su vida.

Habla desde Manchester, un domingo en el que la temperatura al aire libre ronda los 10°. Para un colombiano es un día de frío en la primavera inglesa. Está allí porque el jueves pasado se estrenó la película y el domingo la presentó frente a un auditorio completo. “Fue increíble. Todos los tickets agotados y aplausos por doquier. A la gente se la vio conmovida, muchas lágrimas, muchas sonrisas. Gustó mucho”, comenta desde afuera de la sala en el ¡Viva! Spanish & Latin American Festival 2018. Además, la premier mundial fue en Festival Internacional de Cine de Venecia, donde obtuvo el premio al Mejor Director en la Jornada de los autores 2017 y este año recibió el Premio del Público en el 30º Festival Cine latino Rencontres de Toulouse.

Es una historia conmovedora, pero no tiene golpes bajos, por el contrario utiliza tonos alegres para contar un drama cien por ciento. Se trata de una película que desnuda en dos sentidos. Por un lado, el contexto histórico, los primeros años de los ´90 y la economía de guerra a la que era sometida la isla, el llamado “Período Especial” después de la caída de la Unión Soviética, que sumió a los cubanos en la pobreza extrema, el hambre y el desabastecimiento. Y por otro, pone en escena los cuerpos con poca ropa de dos ancianos, siendo pocas las veces que aparece la desnudez de la tercera edad y mucho menos con una carga erótica, que Hendrix logra en sus personajes al reavivar la pasión y profundizar la ternura. “Buscaba complicidad entre los actores, los dos con carreras impecables, de mucho aprendizaje y conocimiento. Esa complicidad para conmigo era necesaria para que fuera una historia sólida, que fuera natural, y lograra emancipar a esos personajes. Si no, hubiera sido imposible contar la historia como se la cuenta”.

Verónica Lynn y Alden Knigh en una escena de “Candelaria”.

Sobre los desnudos se habló desde el casting, era lo primero que preguntaba el director: si habían hecho uno alguna vez y qué pensaban al respecto. Verónica Lynn, la actriz que dio vida a Candelaria, respondió “nunca me he desnudado, pero siempre hay una primera vez”. Y así fue. Con ambos personajes, Hendrix logra su objetivo de crearlos reales y contundentes. Los primeros planos son penetrantes y no hay escena en la que no transmitan verdad. “Creo que lo más importante es respetar a los personajes, sin ese respeto no podrían avanzar y no podrían contarnos su historia”. Alden Knight es el actor detrás de Víctor Hugo, el marido.

La Candelaria original aún no ha visto la película, “pero participó de todas las fases del guión, me interesaba que ella nos diera su punto vista, que me animara a seguir escribiendo y aportara en la dirección hacia donde escribir”, comenta el realizador. El equipo tiene previsto viajar a la isla en agosto para compartir la proyección con su musa.

EL OBSERVADOR

Hendrix Hinestroza en acción.

Llegar al cine también fue una casualidad. “Soñé toda la vida con ser futbolista, hasta que se me dañaron las rodillas. Después de eso soñé con escribir novelas y hacer libros fantásticos, pero rápidamente me di cuenta que no soy tan bueno en eso. Así es que llegó el cine a llenarme de dudas, a responderme preguntas y traerme la observación, que es una cualidad que tenía de niño, pero que ahora trabajando de esto logro reconocer en mí, y me abocó profundamente en eso, para poder enfocarme en las películas que quiero hacer y atrapar las historias que quiero atrapar”. El por qué de su pasión es algo que no tiene del todo definido, por eso sigue ensayando respuestas del otro lado de la línea. Entonces agrega con acento caribeño: “Hago cine para comunicarme con el resto del mundo. Siendo una persona tan introvertida, es algo que no logro en el día a día, con las películas logro de alguna otra forma trasmitir un mensaje y eso eslo que me amarra a este medio”.

Nació en Quibdó en 1973, una ciudad del departamento de Chocó en Colombia. Lo crió su tía Olga porque sus padres debieron mudarse por trabajo a diferentes ciudades, ambos eran maestros. Estudió comunicación en Cali y años más tarde fundó la productora Antorcha films para dedicarse al mundo audiovisual. Candelaria es su tercera película y confiesa que ha sido uno de sus mejores rodajes. Asegura que no dejará pasar ninguna oportunidad de filmar un largometraje y que prefiere quedarse cerca del género dramático. “Creo que la vida es un drama, por lo que es el género que más se acerca a lo que vivimos día a día. Me gusta el cine dramático, de personajes, de actores, que nos logre dibujar una realidad, una cotidianeidad a la que no estamos acostumbrados o que no nos hemos detenido a ver”.

Lo único que cambió en aquel chico que quería hacer cine, es que ya no anhela ganarse un premio Oscar. “Sueño con hacer películas que trasciendan en la vida. Quiero hacer películas que hablen de seres humanos que no tienen voz, a quienes les es casi imposible hablarle al mundo. Sigo queriendo hacer cada vez más películas, pero ya no pienso en los premios, sino en la necesidad de que las historias que amo estén en la pantalla grande”. Su próximo proyecto tendrá como protagonista a una niña, que vive en la región del Darién, plena selva colombiana a orillas del Pacifico, quien en su camino a convertirse en mujer deberá sobreponerse a las adversidades que la vida tiene para ella.

PARA AGENDAR

Candelaria

Hasta el miércoles en el Cineclub Municipal Hugo del Carril:

Martes 17 de abril,a las 18 horas, y miércoles 18 de abril, a las 20:30 horas.

Mientras que en el Cine Arte Córdoba se proyecta desde el jueves 19 de abril al domingo 22 de abril, con funciones a las 17, a las 18:40, a las 20:20 y a las 22 horas.

¡Mirá el tráiler!

 

dai.garciacueto@enredaccion.com.ar

@daigarciacueto

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com