Ahora Leyendo
Gremios harán un acto para recordar el programa de La Falda y rechazar las reformas de Macri

Martes 20 de Octubre de 2020

Gremios harán un acto para recordar el programa de La Falda y rechazar las reformas de Macri

Atilio López, lider de la UTA y secretario General de la CGT de 1957, una de las convocantes al Congreso de La Falda.
Enredacción Socios
Manula

Las políticas neoliberales del gobierno nacional y la historia, han logrado reunir a los gremios cordobeses. El viernes, a las 10:30 las CGT Regional  Córdoba, las Regionales cegetistas del resto de la provincia, la CGT Nacional y Popular Rodríguez Peña, Regionales de la CGT del interior del país y sindicatos que no están enrolados en ninguna de las centrales obreras, realizarán un acto para recordar los 60 años del Programa de La Falda. El acto será en la esquina de 27 de Abril y Vélez Sarsfied. Luego se desarrollará un plenario del Movimiento Obrero de Córdoba, bajo la consigna: "Levantemos el Programa de La Falda, No a la reforma laboral, No a la reforma previsional".

El marco histórico y las reformas planteadas por el gobierno nacional han logrado que los titulares de las dos centrales sindicales cordobesas -José Pihén y Mauricio Saillén- se reúnan en una serie de actividades. También se sumarán sindicatos independientes de las dos organizaciones de trabajadores. Si bien, se trata de un acto en el que estarán sobre todo cuerpos orgánicos, queda claro que la reforma laboral resulta indigerible para todos los sectores.

El Programa de La Falda, impulsado en 1957, entre otros por el líder de los colectiveros, Atilio López, fue la primera respuesta programática de los trabajadores al avasallamiento de los derechos laborales de la llamada Revolución Libertadora que había derrocado al gobierno constitucional de Juan Domingo Perón dos años antes.

No fue casual que sucediera en Córdoba: la primera CGT Regional recuperada en todo el país fue la de Córdoba, que el primero de julio de 1957 eligió en un Plenario General a Atilio López como Secre­tario General de CGT.

Los sindicatos y delegaciones regionales recuperadas como la de Córdoba formaron la "Intersindical' que el 12 de julio de 1957 lanzó un paro general que fue acatado en todo el país, obligando al gobierno a convocar al Congreso Normalizador de la CGT intervenida hasta ese mo­mento por el Capitán de Navío Patrón Laplacette. "En este Congre­so los intentos del interventor por lograr una dirección dócil apo­yado por los sindicatos que habían sido entregados por los gorilas a los grupos sostenedores del sindicalismo amarillo, fracasan. De los 94 gremios presentes se retiran 32. Esta actitud lleva a la rup­tura del Congreso y el nacimiento de las "62 Organizaciones' inte­gradas por los sindicatos que permanecieron en el recinto", recuerda Roberto Baschetti en "Documentos de la resistencia peronista 1955-1970".

José Pihén, actual secretario General de la CGT Regional Córdoba.

"En ese marco de resistencia obrera y lucha política del pero­nismo contra las proscripciones y la entrega, la CGT de Córdoba convocó a un Plenario Nacional de Delegaciones Regionales de la CGT y de las 62 Organizaciones, realizado en la localidad de La Falda, donde se aprobó un programa obrero, que constituyó un auténtico programa de gobierno, claramen­te anti-oligárquico y antiimperialista", recuerda Baschetti.

EN LA FALDA

Mauricio Saillén, secretario General de la CGT Nacional y Popular Rodríguez Peña, anunció en un comunicado de prensa que "unidos, numerosas centrales obreras, organizaciones sindicales, trabajadores y vecinos, nos encontraremos el 30 de noviembre a las 12 en el Hotel del Sindicato de la Alimentación de La Falda para la colocación de la placa conmemorativa de la fecha".

Mauricio Saillen, secretario General de la CGT Rodríguez peña. Foto : Sebastán Salguero.

"El contexto -afirma Saillén- nos obliga no sólo a conmemorar a los grandes líderes sindicales y a los trabajadores comprometidos, sino también a concentrar y encontrarnos. Desde la CGT Nacional y Popular Rodríguez Peña sostenemos que es importante, ante este intento de imponer la flexibilización laboral, fortalecer la unidad de los trabajadores. Los derechos adquiridos fueron ganados a partir de la lucha obrera y gremial, es nuestra obligación sostenerlos y defenderlos en honor de legado de los sindicalistas y trabajadores que hoy son nuestro ejemplo".

QUÉ DECÍA EL PROGRAMA DE LA FALDA 

Para la Independencia Económica:

a)Comercio exterior:

-Control estatal del comercio exterior sobre las bases de la forma de un monopolio estatal.

-Liquidación de los monopolios extranjeros de importación y exportación.

-Control de los productores en las operaciones comerciales con un sentido de defensa de la renta nacional. Planifica­ción del proceso en vista a las necesidades del país, en fun­ción de su desarrollo histórico, teniendo presente el inte­rés de la clase laboriosa.

-Ampliación y diversificación de los mercados internacio­nales.

-Denuncia de todos los pactos lesivos de nuestra independencia económica.

-Planificación de la comercialización teniendo presente nuestro desarrollo interno.

-Integración económica con los pueblos hermanos de Lati­noamérica, sobre las bases de las experiencias realizadas.

b)En el orden interno:

-Política de alto consumo interno; altos salarios, mayor producción para el país con sentido nacional.

-Desarrollo de la industria liviana adecuada a las necesida­des del país.

-Incremento de una política económica tendiente a lograr la consolidación de la industria pesada, base de cualquier desarrollo futuro.

-Política energética nacional; para ello se hace indispensa­ble la nacionalización de las fuentes naturales de energía y su explotación en función de las necesidades del desarro­llo del país.

-Nacionalización de los frigoríficas extranjeros, a fin de po­sibilitar la eficacia del control del comercio exterior, sus­trayendo de manos de los monopolios extranjeros dichos resortes básicos de nuestra economía.

-Soluciones de fondo, con sentido nacional a los problemas económicos regionales sobre la base de integrar dichas economías a las reales necesidades del país, superando la actual división entre "provincias ricas y provincias po­bres'.

-Control centralizado del crédito por parte del Estado, ade­cuándolo a un plan de desarrollo integral de la economía con vistas a los intereses de los trabajadores.

-Programa agrario, sintetizado en: mecanización del agro, "tendencia de la industria nacional", expropiación del lati­fundio y extensión del cooperativismo agrario, en procura de que la tierra sea de quien la trabaja.

Para la Justicia Social:

-Control obrero de la producción y distribución de la rique­za nacional, mediante la participación efectiva de los trabajadores:

---En la elaboración y ejecución del plan económico gene­ral, a través de las organizaciones sindicales;

---Participación en la dirección de las empresas privadas y públicas, asegurando, en cada caso, el sentido social de la riqueza;

---Control popular de precios.

---Salario mínimo, vital y móvil.

Previsión social integral:

-Unificación de los beneficios y extensión de los mismos a todos los sectores del trabajo.

-Reformas de la legislación laboral tendientes a adecuarla al momento histórico y de acuerdo al plan general de transformación popular de la realidad argentina.

Ver también

-Creación del organismo estatal que con el control obrero posibilite la vigencia real de las conquistas y legislaciones sociales.

-Estabilidad absoluta de los trabajadores.

-Fuero sindical.

Para la Soberanía Política:

-Elaboración del gran plan político-económico-social de la realidad argentina, que reconozca la presencia del movimiento obrero como fuerza fundamental nacional, a través de su participación hegemónica en la confección y direc­ción del mismo.

-Fortalecimiento del estado nacional popular, tendiente a lograr la destrucción de los sectores oligárquicos antina­cionales y sus aliados extranjeros, y teniendo presente que la clase trabajadora es la única fuerza argentina que re­presenta en sus intereses los anhelos del país mismo, a lo que agrega su unidad de planteamientos de lucha y forta­leza.

-Dirección de la acción hacia un entendimiento integral (político-económico) con las naciones hermanas latinoamericanas.

-Acción política que reemplace las divisiones artificiales in­ternas, basadas en el federalismo liberal y falso.

-Libertad de elegir y ser elegido, sin inhabilitaciones, y el fortalecimiento definitivo de la voluntad popular.

-Solidaridad de la clase trabajadora con las luchas de libe­ración nacional de los pueblos oprimidos.

Sumate al equipo y ayudanos a contar más historias.

[email protected]

@garciadelapampa

Cómo comunicarse:

Redacción: [email protected]

Lectores: [email protected]

Equipo de Investigación: [email protected]

Scroll To Top

Suscribite a nuestros newsletters

Recibí todos los días nuestras mejores noticias, análisis, historias e imágenes.

Ingresá al Formulario de suscripción