Hay cuatro detenidos, dos de ellos son de apellido Oliva. Fueron apresados anoche y esta madrugada, acusados de "tentativa de homicidio" por la agresión a Emanuel Balbo. La víctima del ataque falleció hoy. La Policía busca a Oscar "sapito" Gómez, acusado de iniciar la agresión.

Emanuel Balbo corre en la tribuna popular de Belgrano. (Foto: Mariano Paiz).
El joven está a punto de caer al vacío e intenta aferrarse a una de las barandas. (Foto: Mariano Paiz).

“Oscar Gómez fue el que mató a mi hijo (Agustín) en 2012,  venían haciendo picadas y este hombre conducía uno de los vehículos que lo atropellaron (…) Yo estoy esperando que la Justicia haga algo por eso y ahora me están por arrebatar otro. El problema se arma porque a mí hace cuatro años me mataron a mi hijo y él va a la cancha y se encuentra con uno de los que lo mataron. Como Oscar Gómez es poco hombre, en vez de defenderse solo, incitó a la violencia con todos los amigos que tenía ahí a agredir a mi hijo y pegarle y hacerle todo lo que hicieron. Gómez llamó a todos los amigos y dijo ‘tírenlo a este que es hincha de Talleres’. Lo corrieron por la tribuna hasta que lo tiraron por él para-avalancha. Él siempre va a la platea y como no consiguió, se fue a la tribuna esa”, relató Raúl Balbo, el papá de Emanuel, a Radio Cadena 3.

Emanuel falleció hoy lunes, como consecuencia del hundimiento de cráneo que le produjo la caída, desde varios metros de altura, durante el entretiempo de la disputa del partido que igualaron Belgrano y Talleres el sábado pasado. En un primer momento se afirmó que la víctima era un hincha de Talleres que había sido descubierto por hinchas de Belgrano, situación que había desencadenado un incidente.

Lo cierto, es que al parecer, Balbo se encontró con Gómez en la tribuna popular Willington y éste habría gritado que se trataba de un hincha de Talleres. Entonces Gómez y otras personas lo habrían golpeado y perseguido hasta que lo empujaron por el para-avalanchas.

La fiscal Liliana Sánchez es quien investiga el caso. En la detención de los Oliva, padre e hijo, los imputó de Tentativa de homicidio, agravado por la Ley de Espectáculos Deportivos. Mientras, la Policía de Córdoba, busca a más personas que se ven en las imágenes (publicadas en los distintos medios) sobre la incidente en el estadio Mario Kempes.

Gómez es la misma persona que estuvo implicada en la muerte de Agustín,  hermano de Emanuel en 2012. El episodio ocurrió en noviembre de ese año, cuando dos chicos, de 14 y 15 años, se conducían en una moto por una avenida de barrio Ampliación Ferreyra y fueron arrollados por dos vehículos que iban a altísima velocidad. En uno de esos vehículos, un VW Gol de color rojo, era conducido por Gómez.

Cómo comunicarse

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com