Un estudio determinó que el aumento de peso en los hombres reduce la cantidad del esperma que producen, además de otras modificaciones. La situación se revierte con la pérdida de peso.

Un trabajo científico que estudió a más de 1,200 hombres, encontró que tener un peso demasiado excesivo se vinculaba con reducciones en el volumen del semen, la cantidad de espermatozoides y la concentración del esperma.

Además, la movilidad espermática (la capacidad de desplazarse con rapidez por el tracto reproductivo femenino) era mala. El esperma también tenía otros defectos, añadieron los investigadores. Un esperma de mala calidad puede reducir la fertilidad y las probabilidades de concepción.

“Se sabe que las mujeres obesas tardan más en concebir”, dijo el investigador líder, el Dr. Gottumukkala Achyuta Rama Raju, del Centro de Reproducción Asistida en la Clínica Krishna de FIV, en Visakhapatnam. “Este estudio prueba que los hombres obesos también son una causa de un retraso en la concepción”, añadió.

“La obesidad de los padres tiene efectos nocivos en la salud del embrión, la implantación, el embarazo y las tasas de nacimientos”, explicó Rama Raju. También apuntó que “no se sabe aún de qué modo la obesidad afecta a la calidad del esperma”.

Si bien el estudio se encuentra en curso, hay señales tempranas que apuntan a que la calidad del esperma mejora a medida que los hombres pierden peso, detalló Rama Raju.

Un experto en fertilidad de EE. UU. dijo que los hallazgos tienen implicaciones amplias en ese país. “Más o menos un tercio de los hombres de Estados Unidos son obesos”, señaló el Dr. Avner Hershlag, jefe de Northwell Health Fertility en Manhasset, Nueva York. El problema del sobrepeso afecta a cada vez más personas en todo el mundo.

“Junto con la creciente tendencia a la obesidad, ha habido un declive constante en la calidad del esperma”, dijo Hershlag. “Los hallazgos de este estudio, aunque no se relacionan de forma específica con la esterilidad, representan una tendencia al declive que resulta preocupante”.

En el estudio, Rama Raju y sus colaboradores utilizaron un análisis de esperma asistido por computadora para evaluar el esperma de 1.285 hombres. Encontraron que los hombres obesos tenían menos espermatozoides, una concentración más baja de esperma y la incapacidad del esperma para moverse a una velocidad normal, en comparación con el esperma de los hombres con un peso normal.

Además, el esperma de los hombres obesos tenía más defectos que otros espermatozoides. Éstos incluían defectos en la cabeza de los espermatozoides, por ejemplo cabezas delgadas o con forma de pera.

Todas esas anomalías espermáticas podrían dificultar más que los hombres obesos logren la concepción, ya sea a través de las relaciones sexuales o la fertilización, dijeron los investigadores. Sin embargo, el estudio no probó que la obesidad provoque que la calidad del esperma disminuya.

Sumate al equipo y ayúdanos a contar lo que el poder no quiere.

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com