Hubo más de 15 allanamientos, entre ellos, los locales de dos fuerzas políticas: el Partido de la Victoria (FPV) y el Partido Obrero. Hubo tres detenidos, dos de ellos fueron imputados de "intimidación pública" por los incidentes del lunes.

Dos policías en la puerta del Partido Obrero durante el allanamiento. Foto: Facebook PO.
Luminarias Río Cuarto

Para detener a dos personas que, encapuchados, el lunes rompieron una vidriera y pintaron algunas paredes durante la marcha contra el gatillo fácil, ayer la Policía de Córdoba allanó 15 inmuebles donde funcionan organizaciones sociales, bibliotecas populares y partidos políticos. Como resultado, las dos personas fueron detenidas e imputadas por el delito de “intimidación pública”. Una tercera persona quedó apresada acusada de resistencia a la autoridad.

Desde muy temprano, a las redacciones de los medios llegaban, una a una, las direcciones de las puertas que eran franqueadas por la Policía, en diferentes barrio de la ciudad. Los operativos se sucedieron, sin información oficial, hasta la tarde. En algunas, tocaron timbre; en otras entraron por la fuerza, como fue el caso del domicilio ubicado en Vélez Sarsfield 1234. Incluso, la policía irrumpió, por error, en un departamento de la calle Arturo M Bas donde vivía una joven mujer con su bebé de siete meses. En realidad, querían allanar el centro cultural Bataclana, que quedaba a pocos metros.

Para el fiscal del Distrito 1 Turno 5, Gustavo Dalma, que tiene a su cargo la investigación por los daños ocasionados durante la marcha del lunes, todos los allanamientos “estuvieron justificados”.

LOS DETENIDOS: Osvaldo Chirio, Juan Carlos Kabaradjian y Agustín Armonei.

El despliegue -cuanto menos desmesurado- realizado en vísperas de la marcha por la desaparición de Santiago Maldonado, generó el repudio de gran parte del arco político cordobés y de los organismos de derechos humanos.

Recién a las 19, Dalma dio explicaciones de las intervenciones. “Yo investigo delitos comunes, necesito identificar a los encapuchados que ocasionaron destrozos”, dijo y agregó que no tuvo en cuenta la repercusión que podía generar semejante despliegue, en la previa a una marcha. “En los videos registrados el lunes, se ve una de las personas se lastima una mano cuando rompen el vidrio. No podía esperar a que esa herida cicatrice. tenía que actuar”; agregó.

En Córdoba, no se registran antecedentes de este tipo de respuestas por parte de la fuerza, a incidentes durante manifestaciones sociales. Más si se tiene en cuenta que los allanamientos alcanzaron a sedes de partidos políticos, como el partido Obrero y el Partido para la Victoria, cuya sede de la calle Olmos fue revuelta por uniformados, pese a que no participó de la manifestación del lunes.

Según los testigos, la policía buscaba “elementos con símbolos anarquistas”, pero se terminaron llevando banderas y material gráfico con consignas por la aparición con vida de Santiago Maldonado.

El Partido para la Victoria  emitió un comunicado donde manifiesta su preocupación y sostiene que los allanamientos “atentan contra la vida institucional, política y democrática de la provincia de Córdoba”. “Bajo la excusa de la investigación de hechos de violencia ocurridos el día lunes pasado en el marco de una movilización -a la cual este partido político no convocó y de la cual tampoco participó- irrumpió en la sede partidaria un grupo de personas de civil con chalecos de la policía de la provincia, quienes, portando armas y sin convocar al lugar ni notificar de manera alguna a las autoridades partidarias, procedieron a secuestrar elementos sin dejar constancia ni copia del acta de las actuaciones”, agrega el comunicado.

Para los organismos de derechos humanos de Córdoba, “estos operativos, no son inocentes se deja ver claramente la intención de amedrentar y perseguir a quienes salen a la calle a luchar por sus derechos, una variante más de la persecución a la protesta social que viene ejecutando en sintonía el Estado, tanto a nivel provincial como nacional”.

Entre los lugares allanados, se encuentran: el Ateneo Social Anarquista, Barrio Güemes; Comedor del Frente de Organizaciones en Lucha, Barrio Müller; biblioteca Popular Heraldo Eslava, de Villa la Maternidad; biblioteca Marechal; Espacio cultural Casa CaraCol, de la Federación de Organizaciones de Base; y los locales del Partido Obrero y Partido de la Victoria, además de los domicilios de madres de víctimas de la violencia institucional.

REPUDIO DE CÓRDOBA CIUDADANA

El Frente Córdoba Ciudadana  repudió anoche “los hechos violentos y persecutorios que se sucedieron en el día de hoy (por ayer), cuando la Policía de Córdoba, cumpliendo las órdenes del Fiscal de Instrucción Gustavo Dalma,  ingresó de manera  prepotente y arbitraria a los locales de varias organizaciones sociales, barriales y políticas, entre las que se encuentran la sede del Partido de la Victoria, integrante  del Frente Córdoba Ciudadana”. Agrega que “no aceptamos de ninguna manera las acusaciones vertidas,  rechazamos de plano las excusas para semejante atropello y denunciamos este operativo  como persecutorio, dado luego de la  marcha contra  el Gatillo Fácil en la provincia, y a un día de la marcha  por la aparición con vida de Santiago Maldonado.  Estos hechos no tienen nada que ver con  algún vidrio roto, estos hechos son, inocultablemente,  un ataque político a los sectores que venimos enfrentado  las políticas de ajuste, que siempre, hoy como ayer, cierran con represión y persecución”.

EDUARDO SALAS: “APUNTAN A CREAR UN ESTADO DE EXCEPCIÓN PARA REPRIMIR”

El legislador provincial Eduardo Salas aseguró ayer que “hemos permitido el ingreso de la policía a nuestro local, aun cuando esto constituye una arbitrariedad que busca relacionar la lucha por la aparición con vida de Santiago con sucesos ajenos a quienes militamos esta causa popular. Estamos en presencia de una campaña impulsada por los gobiernos nacionales y provincial que apunta a crear un Estado de excepción para reprimir. Por eso avasallaron con las libertades democráticas de organizaciones de lucha, secuestrando publicaciones, y llevándose detenidos ”.

waldo.cebrero@enredacción.com.ar

@Cebrerowaldo

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com