En la capital cordobesa viven 525.563 personas por debajo de la línea de pobreza, de las cuales 81.272 son indigentes. La pobreza bajó 6,3% respecto al segundo semestre de 2106 y creció 3,5% sobre la medición del primer semestre de 2017. Las ciudades del Gran Buenos Aires (GBA) acumulan la mayor cantidad de pobres: 3.542.000 personas, con 743.000 indigentes.

El índice de pobreza en Córdoba llegó en el segundo semestre de 2017 a 34,2%.
Municipalidad de Río Cuarto-Parque Sarmiento

La pobreza en el país bajó 4,6% desde el segundo semestre de 2016 y 6,5% desde el segundo trimestre de ese mismo año. Implica que salieron de la pobreza 2,7 millones de personas entre el segundo trimestre de 2016 y fines del año pasado, pese a lo cual sigue habiendo 10,5 millones de personas en situación de pobreza. La medición fue dada a conocer por el INDEC en su informe semestral titulado “Incidencia de la pobreza y la indigencia en 31 aglomerados urbanos”.

VER MÁS ARTÍCULOS DE FABIÁN GARCÍA.

Para el INDEC, “esta importante caída de la pobreza puede asociarse a los indicadores macroeconómicos positivos publicados en los últimos días en materia de crecimiento, actividad, inversión y consumo. Puede destacarse que la caída de la pobreza está directamente relacionada con el notable crecimiento del empleo, que, como publicó INDEC la semana pasada experimentó un aumento neto de 692 mil nuevos empleados en el cuarto trimestre de 2017″.

Obviamente, el dato de la pobreza en Córdoba desató un nuevo cruce entre la administración del gobernador Juan Schiaretti y el gobierno nacional. La secretaria General de la gobernación, Silvia Rivero, dijo que “en el segundo semestre de 2017 en Córdoba medimos el 27,7 por ciento de pobreza. Nos llamó la atención el dato del INDEC (34,2%), pero confiamos y estamos tranquilos en la validez de los datos que manejamos”.

LA POBREZA EN ARGENTINA

“Nos manejamos con nuestro dato, que se levanta a partir de una muestra más amplia que Indec, con un nivel de respuesta amplia y un trabajo conjunto con el Instituto de Estadísticas de Ciencias Económicas de la UNC”, sostuvo.

Sin embargo, la medición del INDEC vuelve a evidenciar que el capricho de tener una estadística propia afecta la credibilidad de las instituciones y los instrumentos de medición de la realidad. La única diferencia para el gobierno provincial respecto de su posición frente a las mediciones del INDEC, entre el ciclo encabezado por Néstor Kirchner y Cristina Fernández, entre 2003 y 2015, es que cambió el presidente. Una medición propia y con otros parámetros rompe la posibilidad de un análisis adecuado.

LOS DATOS

El gobernador Juan Schiaretti. Foto: Prensa Gobierno de Córdoba.

El Gran Córdoba tiene un 34,2% de pobres. Es uno de los conglomerados más afectados por esta problemática. Es superado por el Gran Resistencia con 39,2%; Santiago del Estero / La Banda, 38,3%; Corrientes, 36,9%; y Concordia (Entre Ríos), 36,1%. La capital cordobesa es la quinta del ranking.

La otra ciudad cordobesa que mide el trabajo del INDEC, es Río Cuarto, que muestra 10 puntos menos que la principal ciudad de la provincia: 24,4%.

En cantidades, en Córdoba hay 525.563 personas en situación de pobreza y en Río Cuarto 42.407.

En la serie que componen los últimos tres semestres, el Gran Córdoba pasó de 40,5% en el segundo semestre de 2016; al 30,7% en el primero de 2017; y al 34,2% en el segundo semestre del año pasado.

Visto en número de personas pobres, la ciudad de Córdoba tenía a fines de 2016, 619.924 personas que vivían en esa condición, y un año después ese número se redujo a 525.563, esto es 94.361 personas que pudieron salir de esa situación. Este número se condice con la cantidad de nuevos puestos de trabajo creados en el último trimestre de 2017, según la información brindada por el propio INDEC: 21.000. Multiplicado por una media de 3,4 personas por hogar en la ciudad de Córdoba, arroja 71.400 personas alcanzadas por el beneficio directo del empleo independientemente de la calidad del mismo. El principal creador de trabajo en este período fue la actividad de la construcción, un factor históricamente relevante para el escenario socioeconómico de la ciudad.

A su vez, la indigencia en Córdoba fue de 5,3%, 5,5% menos que en el segundo semestre de 2016 donde había llegado a 10,8%. A fines de 2016, las personas que estaban en la indigencia era 164.762 y al terminar 2017, llegaban a 81.272, es decir 83.490 personas menos.

Respecto de la indigencia, la posición relativa del Gran Córdoba mejoró notablemente y la de Río Cuarto empeoró. El conglomerado más afectados es el Gran Resistencia con 8,8%; seguido de Corrientes, 7,1%; San Nicolás (Buenos Aires) / Villa Constitución (Santa Fe), 6,5%; Santa Rosa (La Pampa), 6,3%; el Gran Buenos Aires y Catamarca, 6,2%; Catamarca, 5,9%; Río Cuarto, 5,5%; y Córdoba, 5,3%.

VERSUS GRAN BUENOS AIRES

El presidente Mauricio Macri y la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal.

Comparada con el GBA, las ciudades del Conurbano bonaerense que rodean a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA), como Avellaneda, San Vicente, Lomas de Zamora, Moreno o San Isidro, entre otros, la capital cordobesa mostró una mejor dinámica de reducción de la pobreza: 40,5% a fines de 2016 versus 34,2% al terminar 2017, esto es 6,3% de mejora. En cambio, el GBA, en el mismo período, pasó de 34,6 a 29,5, una merma de 5,1%.

Donde más impacto tuvo el desempeño de la economía en Córdoba, es en la disminución de la indigencia, que cayó 5,5%. El GBA, por su parte, se muestra relativamente inflexible, dado que redujo apenas un 1,3% esta condición en un año, lo que implica una velocidad 4 veces inferior a la de Córdoba.

En el GBA hay 3.542.000 pobres, contra los 525.563 de Córdoba. De la Argentina industrial, son las dos regiones más golpeadas por este fenómeno.

VERSUS ROSARIO

El gobernador de Santa Fe, Miguel Lifschitz.

Al poner a Córdoba y Rosario frente a frente, vuelven a aparecer las diferencias en el desempeño de sus factores dinámicos. Los rosarinos pobres se achicaron un 6,9% entre el cierre de 2016 y el de 2017: 26,7% contra 19,8%. Un segundo componente a tener en cuenta, es que perforaron la barrera del 20% de pobreza, superando ampliamente el promedio nacional. Sólo una economía de primer mundo, que combina industria, servicios y finanzas, como la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (9% de pobreza), entre las grandes urbes argentinas, mejora su eficacia distributiva. En tanto, Córdoba bajó en 6,3% su índice de pobreza. Si bien la mejora es similar a Rosario (6,9%), su intensidad fue un 10% inferior (-0,6%).

Cuando se observa la medición de indigencia, Córdoba funcionó mejor que Rosario, acercándose a sus valores. Aquí, aparece en Rosario un núcleo impermeable: en el segundo semestre de 2016 había 3,8% de indigentes y en el segundo de 2017, la cifra aumentó a 4,6%, esto es un 0,8% más. En la capital del automóvil, los números son inversos, pasaron de 10,8% a 5,3%, un 5,5% menos, que implica que 1 de cada 2 personas salieron de esa condición en 12 meses.

En Córdoba hay 525.563 pobres contra 257.371 de Rosario, esto es, el doble. Mientras que de ellos, hay 81.272 indigentes en la capital mediterránea versus 60.324 en la ciudad más importante de la costa del Paraná.

[LA POBREZA EN CÓRDOBA]

VER Córdoba es un principado petrolero o alguien se equivocó con los datos de la pobreza.

VER En seis meses, en el Gran Córdoba, 140 mil personas dejaron de ser pobres según el INDEC.

VER 15 MINUTOS: Sergio Tocalli, la pobreza y el INDEC.

VER Córdoba es la provincia con más niños, niñas y adolescentes indigentes del país.

VER Por qué en Córdoba hay más pobres que en Rosario.

VER En Córdoba es donde viven más pobres después del Gran Buenos Aires.

fabian.garcia@enredaccion.com.ar

@garciadelapampa

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com