Desde el 1º de abril, el gas aumentará hasta un 40 por ciento en todo el país, excepto en la Patagonia, donde el máximo llegará a 36 por ciento. En Córdoba, el incremento promedio rondará el 40%.

El ministro de Energía, Juan José Aranguren junto con el ministro de Modernización, Andrés Ibarra. Foto: Prensa Gobierno Nacional.
Municipalidad de Río Cuarto-Parque Sarmiento

Ecogas había pedido en la audiencia pública para determinar el incremento del gas residencial, una tarifa promedio 50 por ciento más cara que la actual. La diferencia con el 40% que finalmente se dispuso radicaba en diferencias en el método para calcular el precio futuro del gas en dólares.

El precio de cada m3 de gas se dirige a tener un costo internacional y en dólares, esto es, alineado con el valor de commodity. O dicho de otro modo, su valor de venta en el mercado internacional.

El tarifazo en Argentina se compone de dos variables: una es la eliminación progresiva del subsidio que había a cada m3 que se consume y que llegaba a alrededor del 90% de su precio. Y el segundo, es alinearlo con el valor de comercialización del gas por millón de BTU, que en octubre de 2019 llegará a 6,8 dólares. Con el aumento que se aplicará a partir de abril, se reconocerá un valor por millón de BTU de 4,68 dólares, por lo que en el próximo año y medio, los incrementos serán de otro 45% en dólares.

Una oficina de Ecogas, la distribuidora de gas natural en Córdoba.

En el interior del país, las subas van de 28 a 40 por ciento, según los niveles de consumo. Y en la Patagonia de 29 por ciento a 36 por ciento.

Los mayores incrementos porcentuales se producirán ahora en los consumos menores, dado que habían sido alcanzados con porcentuales menores en los aumentos previos (quita de subsidios con mayor lentitud). Además, es en esos segmentos donde tiene el mayor impacto la tarifa social, que alcanza a unas 4 millones de personas.

El ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, dijo que con este incremento se da por finalizada la quita de subsidios a la distribución de gas natural, lo que no implica el fin de los aumentos de la tarifa.

Con este aumento, el precio oficial de la garrafa crecerá un 16,75% y el tubo de 10 kilos, que costaba $ 185, tendrá un valor de $ 216.

Aranguren afirmó que luego de cumplida la tercera y última etapa de la “revisión tarifaria integral” para adecuar el costo de transporte y distribución, “de aquí en adelante no habrá necesidad de adecuar el costo debido al atraso que tenía el mismo, sino que el incremento que venga semestre a semestre estará vinculado exclusivamente a la evolución del índice de precios mayoristas (IPIM), el costo promedio de producción y el tipo de cambio vigente”.

En este nuevo esquema tarifario, los hogares de menor consumo serán los que sufrirán el mayor ajuste con un alza del 40%, mientras que los que tienen un gasto superior a 1800 m3 verán actualizadas sus tarifas en un 28%.

Por su parte, el presidente del Ente Nacional de Regulación del Gas (Enargas), Mauricio Roitman, subrayó que está “trabajando con toda la cadena de la industria para ver la posibilidad de aplicar en forma optativa un mecanismo para financiar el pago de las facturas, en invierno que es la época de mayor consumo”.

El ministro reconoció el impacto que puede tener esta medida en los precios al destacar que esta modificación tarifaria “forma parte de lo que nos llevó a reformular el objetivo de inflación para este año en el 15%”. A su vez, advirtió que “en este momento, en lo que tiene que ver con el costo de producción, todavía hay un subsidio del 15% que lo pagamos en inflación y en otro tipo de impuestos”.

Durante la conferencia de prensa en el microcine del Palacio de Hacienda, Aranguren se mostró confiado en un futuro aumento de la producción de gas que arrojaría un excedente “de 30 a 35 millones de metros cúbicos”, lo que “permitirá que bajen los precios que paga el consumidor”.

Sin embargo, en los primeros nueve meses de 2017, la producción de gas sufrió una caída de 0,6% y la de petróleo de 7,2%.

[EL PAÍS DEL TARIFAZO]

VER El negoción del gas: Ecogas incrementó diez veces sus ganancias en apenas tres años.

VER Pese a los tarifazos, el año pasado cayó la producción y aumentaron las importaciones.

VER Otra restricción a los derechos ciudadanos: el caso de los “Tarifazos”.

VER Gana $6.203 de jubilación y le llegó una factura de gas de $1.101.

VER Ni gradualidad ni cláusula gatillo: shock de ingresos para las distribuidoras.

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com