La intérprete venezolana está celebrando 45 años con la música y confiesa que el balance de su carrera es positivo. Antes de su presentación en Córdoba, conversó con ENREDACCIÓN.

Cecilia Todd.
Municipalidad de Río Cuarto-Parque Sarmiento

A principios de la década del ´70, cuando Atahualpa Yupanqui estuvo en la casa de Cecilia Todd en Caracas, le dijo: “El hecho de que nosotros cantemos lo que cantamos, nuestras músicas que nos representan, es un hecho frente a la vida. No sólo hay que militar política, hacer lo que hacemos es una forma de ver y vivir el mundo. Y en este momento lo sigo creyendo”, asegura la cantante venezolana que desde hace 45 años rescata el cancionero tradicional de su país para llevarlo por el mundo.

VER MÁS ARTÍCULOS DE DAI GARCÍA CUETO.

“Nuestras músicas enseñan quién es el venezolano a través de su paisaje. Somos distintos según la región, aunque tenemos características similares, pero todos somos diferentes y ahí está la gracia. Por eso, es bueno enseñar la riqueza de un país desde todo punto de vista”, asegura desde el otro lado de la línea, con soltura y alegría caribeña. En su repertorio incluye los ritmos folclóricos de su Venezuela natal, como joropos llaneros, malagueñas o merengues caraqueños, siempre acompañada por el cuatro: “Es un instrumento que está en el 99% de nuestra música y que siempre ha estado en todas las casas”, cuenta.

Su relación con Argentina comenzó junto con su carrera profesional. En 1973 se instaló en la casa de la mamá de Mercedes Sosa en Buenos Aires, donde probó por primera vez las empanadas tucumanas, y aquí grabó su primer disco, donde registró Pajarillo Verde, uno de los temas que, si no incluye en la lista de sus recitales, es pedido por el público. Con la cantora argentina también forjó una amistad, tal como con Yupanqui y otros artistas de nuestro país. Se reconoce amiguera y confiesa que su casa “es un salón de fiestas”.

La artista venezolana festeja una carrera de 45 años.

“Apenas puse el pie en Buenos Aires me sentí totalmente identificada. Ya había conocido a Argentina a través de su música, de la mano del primer argentino que conocí, Ángel Rosemblat (nacido en Polonia), padre de una amiga mía de la infancia, quien me acercó también a la literatura. Y muchos años después empezó un boom y fueron llegando Mercedes, Atahualpa, Les Luthiers, Ástor Piazzola, y ahí me fui enamorando del país”. Pisó la capital argentina el mismo día que Juan Domingo Perón regresaba del exilio, el 20 de junio del ’73. Mientras que su primer recital fuera de Buenos Aires fue en Córdoba, invitada por Percy Llanos, quien fuera director artístico de Radio Universidad y falleció recientemente. Fue el 5 de noviembre de 1975, coincidiendo con el día en que murió Agustín Tosco. Estaba previsto un concierto colectivo, el cual a partir de la noticia,  se realizó como homenaje al sindicalista cordobés. “Al día siguiente fuimos al entierro, había mucha gente y hubo mucha represión. Es inolvidable para mí. Argentina me movió mucho, viví situaciones que me marcaron muchísimo”.

Mientras realiza la entrevista, Cecilia está de reposo. Se fracturó la rodilla y debe cuidarse para llegar en condiciones al concierto en Córdoba.  A pesar del dolor, cuenta sobre su accidente doméstico con una voz distendida. Es risueña y habla tranquila. Si bien suma 67 años, tiene la frescura de una niña, incluso su cara se parece mucho a la de la pequeña que fue y muestra en su perfil de Whatsapp.

Alegre por el camino recorrido, este jueves 12 de abril se presenta en Cocina de Culturas con el show “45 años Encantando”.

PARA ESCUCHAR A CECILIA TODD

¿Qué balance hace de estos 45 años?

Estoy sorprendida todavía que haya pasado tanto tiempo y tan rápido. Estoy muy contenta, el balance es súper positivo, lo volvería hacer exactamente igual. Todo el trayecto ha sido muy divertido, me han alimentado mucho estos años, no sólo a nivel profesional, también a nivel personal. Es toda una vida en esto, estoy contenta de haber vivido tanto tiempo de lo que me gusta y me llena el alma.

¿Hay algún hito?

No habría específicamente, he pasado por etapas variadas. Al principio no fue fácil, aunque siempre muy divertido. Después de tantos años, en este momento me siento mejor que nunca. Todo ha ido sobre rieles y me siento muy satisfecha de lo que he hecho, no solo es cantarle a mi país, a  nuestra cultura, a la venezolanidad, me complace ver hacia atrás y ver que he cumplido con Venezuela, he hecho un aporte. Me llena de mucha satisfacción haber hecho algo importante por nuestra música y nuestro país.

Dice que ha vivido como ha querido ¿En la música también?

Sí, he hecho lo que querido y lo puedo decir con seguridad. Me falta hacer cosas todavía, llevar nuestra música hacia otros lugares. Creo que la música es la manera más directa de hacer conocer una cultura, mientras más sitios visites, más das a conocer un país. He viajado muchísimo, pero quiero seguir haciéndolo hacia otros lugares.

“Nací con la música, nunca me he planteado otra cosa”, asegura Cecilia Todd.

Desde chica sabe que quiere cantar ¿Por qué estaba tan convencida?

Nací con la música, nunca me he planteado otra cosa. Me parece natural, me siento bien, cómoda. Nunca me planteé hacer otra cosa. Nacimos juntas, ha sido mi forma de vivir y de expresarme.

¿Cómo ve la situación que atraviesa Venezuela?

Es uno de los momentos más difíciles que nos ha tocado. Sin embargo, tengo la esperanza y la fe de que vamos a salir de esto. Es muy triste, porque cada quien tiene que decidir su forma de vivir y hacer y eso se tiene que respetar. Venezuela tiene mucha riqueza, por ejemplo el petróleo y minerales, lo cual lo hace un país apetecible. Me da mucha tristeza que nos tengan rodeados, es un bloqueo internación muy cruel, lo que se está viviendo es brutal, una guerra mediática y económica fuertísima. Me sorprende positivamente como hemos resistido y hemos ido superándolo día a día. Es muy fuerte lo que se vive, mucha gente de afuera metiendo mano en el país, eso hace mucho daño y nos causa indignación. Somos un país soberano, tenemos que resolver nuestros problemas nosotros, sin que los demás digan cómo. De todas maneras, el mundo está viviendo una situación crítica.

¿Qué puede hacer la música en momentos de crisis?

La música acompaña y el ser humano tiene una relación cercanísima con ella. Es una tabla de salvación, no importa lo que oigas.  Es importante por ese acompañamiento, es una cosa cariñosa que ayuda a sobrellevar cualquier problema.

PARA AGENDAR

Jueves 12 de abril, a las 22 horas, en Cocina de Culturas.

Participa del sorteo por una entrada!

dai.garciacueto@enredaccion.com.ar

@daigarciacueto

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com