Mestre dijo que no hay que temerle a las internas; Peña que las encuestas deben orientar las definiciones; y Rossi que irá a la elección si no hay consenso.

El jefe de Gabinete Marcos Peña.

Todos los sectores de Cambiemos hacen campaña como si un eventual acuerdo estuviera más que lejos. Los diputados nacionales Mario Negri y Héctor Baldassi estuvieron en el 51° Festival del Agua de Villa del Rosario el 6 de enero como candidatos en campaña y el radical saludó al ex-arbitro por su cumpleaños el 5 de enero. Ramón Mestre reinició sus giras por el interior desde la semana pasada. El alfonsinista, Dante Rossi presentó sus propuestas en Villa Carlos Paz. El objetivo de cada uno es prepararse como si no hubiera posibilidades de acuerdo dado que las negociaciones se han empantanado y por ahora no avanzan.

VER MÁS ARTÍCULOS DE FABIÁN GARCÍA.

Ayer, en la reunión nacional del PRO, el tema Córdoba estuvo en el centro de la agenda. Muchos intendentes amarillos no saben si pegarán las elecciones municipales con las provinciales, como hizo Mestre y harán medio centenar de radicales, o separarlas. Sin acuerdos entre Negri, Baldassi, Mestre y Luis Juez, el jefe de Gabinete Marcos Peña no pudo darle certezas a nadie.

Llamativamente, no ha sido llamado a la mesa de las negociaciones el alfonsinista Rossi, que al igual que su jefe político, Ricardo Alfonsín, es excluido de los espacios de negociación pese a que ya demostró que no sólo “amaga” con participar de los comicios internos. En las PASO de 2017 se enfrentó al oficialismo nacional y obtuvo 135 mil votos, pero el piso mínimo que el radicalismo implementó en aquella oportunidad, lo dejó afuera de las listas. Ayer, Rossi le dijo a ENREDACCIÓN que “si no hay consenso entre todos los sectores, esto es con nosotros también, presentáremos candidatos y participaremos de las internas abiertas el 17 de marzo. Nuestra posición es que el acuerdo no debe hacerse en Buenos Aires, sino en Córdoba”.

Tanto Negri como Mestre dieron claras señales de sus posiciones en sendas entrevistas publicadas por el diario La Nación. El diputado nacional se posicionó al lado de reelección del presidente Mauricio Macri, Mestre no habló de ello y dijo que coincide con el diputado presidenciales de la UCR, Martín Lousteau, en la necesidad de ampliar Cambiemos. A la par dijo que “no hay que tener miedo. En todo el país existen internas abiertas. Tratáremos de acordar y si no, habrá internas”. También le tiró a las encuestas: “los antecedentes muestran que no es el mejor método. En 2017, para legisladores UPC (Unión por Córdoba) decía que era empate y ganamos por 22 puntos”. La fecha elegida para la entrevista no es casual: ayer era la reunión del PRO en la capital argentina. Como en el tango, para bailarlo hacen falta dos, y el mensaje fue que no cree en las encuestas, inversamente proporcional a lo que imaginan el PRO y Peña.

Rossi va un poco más allá: “nosotros creemos que el radicalismo debe presentar un candidato propio que enfrente al presidente Mauricio Macri en una interna abierta para las presidenciales. En ese sentido, como Ricardo Alfonsín, creo que Lousteau es un buen candidato”.

Hasta ahora el esquema tiene tres patas:

-Mario Negri, Héctor Baldassi, Luis Juez, Oscar Aguad y Rodrigo de Loredo se han mostrado en el mismo espacio, como parte del equipo de Mauricio Macri. Creen que las encuestas deben definir si no hay una forma de encontrar un consenso para las candidaturas. El jefe de Gabinete afirmó que las encuestas deberían formar parte del reglamento interno de Cambiemos. El PRO todavía no firmó su adhesión al reglamento ni a la alianza electoral. El candidato es Negri.

Negri se saluda con Juez y Baldassi.

-Ramón Mestre aglutina a la mayor parte del aparato territorial de la UCR y si bien considera que debe haber consenso, lo imagina con él como candidato a gobernador. Le dijo al diario Perfil Córdoba que Negri podría ser candidato a intendente de la capital, como en 1999. Considera que la UCR es el eje de la alianza en la provincia y que se debe ampliar Cambiemos hacia otras fuerzas políticas. Tiene el apoyo de Lousteau y de parte de la mesa de conducción de la UCR nacional, entre ellos el gobernador mendocino y titular del partido radical, Alfredo Cornejo.

El intendente Ramón Mestre en campaña.

-Dante Rossi desarrolla su espacio en el alfonsinismo de Córdoba, mas dirigentes de distintos núcleos internos que han sido relegados a partir de la constitución de Cambiemos y los descontentos con el rumbo del gobierno nacional. Tiene presencia en casi toda la provincia. Dice que “si me llaman para un acuerdo general voy a ir, el objetivo principal es ganarle a (Juan) Schiaretti, que haya un cambio de gobierno en Córdoba y se terminen 20 años en el poder de UPC. Y si hay interna, vamos a representar al radicalismo, a los que creen que la UCR tiene que tener un presidente, que el partido participe de la toma de decisiones del gobierno y que se rectifique el rumbo económico y social”.

Carlos Becerra y Dante Rossi, entre otros dirigentes, en el plenario de Villa Carlos Paz.

Por ahora, nadie se baja de nada. Es el tiempo de mostrar lo que cada uno posee para la disputa. Se trata de una instancia donde, para negociar, se acabó el juego del truco y cada uno deberá acreditar el peso real que lo sostiene.

fabian.garcia@enredaccion.com.ar

@garciadelapampa

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com

Sumate a un equipo que hace PERIODISMO COMPROMETIDO. Te invitamos a APOYAR a ENREDACCIÓN con una SUSCRIPCIÓN MENSUAL. La SUSCRIPCIÓN te permite participar de los premios y beneficios de EL CLUB DE LA NOTICIA. Más información en Suscripción Digital.