El ministro de Defensa ratificó que la producción de la fábrica de Azul será asumida por la planta de Villa María. Lo hizo en una reunión con el ministro de Industria, Comercio y Minería, Roberto Avalle, y los intendentes Martín Gil y Alberto Martino, que le llevaron propuestas para reactivar la producción de las plantas de Villa María y Río Tercero.

El ministro de Defensa, Oscar Aguad, junto al ministro de Industria de Córdoba, Roberto Avalle, y los intendentes Gil y Martino. Foto: Prensa Gobierno de Córdoba.
Municipalidad de Río Cuarto-Parque Sarmiento

La reunión fue en la sede del Ministerio de Defensa, en la ciudad de Buenos Aires. Allí, el jefe de esa cartera, el cordobés, Oscar Aguad, recibió al ministro de Industria, Comercio y Minería de la provincia, Roberto Avalle y a los intendentes de Villa María, Martín Gil, y de Río Tercero, Alberto Martino. Los funcionarios provinciales y municipales fueron hasta allí a fin de abrir canales de diálogo sobre el futuro de Fabricaciones Militares (FM) y a presentar alternativas para la reactivación de las Fábricas Militares que se encuentran en ambas ciudades.

VER MÁS ARTÍCULOS DE FABIÁN GARCÍA.

Luego del encuentro, en el comunicado de prensa que dio a conocer el gobierno cordobés, se ratifica que la Fábrica Militar de Azul, conocida como FANAZUL, melliza de la de Villa María, no será reactivada y toda la producción de pólvora y explosivos se realizará en la planta cordobesa. Dice el comunicado textualmente: “En el caso de la Fábrica de Pólvora de Villa María, el ministro Aguad, manifestó que debido al cierre de la planta de Fabricaciones Militares de Azul,  todo lo que allí se producía va a trasladarse a Villa María”. El cierre de la planta bonaerense implica 220 despidos, mientras que el ajuste en Villa María dejó 28 operarios cesantes y en Río Tercero otros 25.

En el encuentro, “la Provincia y los municipios se ofrecieron para colaborar con la cartera nacional en la búsqueda de nuevos mercados y en las posibilidades de explorar el desarrollo de otros productos”.

Avalle sostuvo respecto del planteo realizado a Aguad que “para ambas fábricas se está buscando mejorar la capacidad de producción actual y adecuarlas a los requerimientos de los distintos sectores. El objetivo es hacerlas más eficientes, más competitivas e intentar abrir nuevos mercados de uso civil”.

Respecto a la Fábrica Militar de Río Tercero, el ministro afirmó que “el objetivo es hacerla participar en algunos desarrollos vinculados no solamente al área específica de Defensa, sino en otras posibilidades productivas que tienen que ver con el aspecto de uso civil de determinados desarrollos industriales”, aunque no precisó en cuáles. La planta ya repara vagones de carga y tiene capacidad para producirlos.

Por su parte, el intendente de Villa María, Martín Gil, propuso “la posibilidad de que la planta ubicada en esa ciudad, pueda fabricar productos que puedan ser necesarios para algunas fuerzas de seguridad provinciales”.

Aguad respondió que “está dispuesto a analizar y llevar adelante estas nuevas propuestas” explica el escueto comunicado del gobierno.

En esa línea, Avalle dijo que “lo que viene de acá en adelante es un trabajo en conjunto entre los municipios de Villa María, Río Tercero y el Gobierno provincial para ir avanzando en la posibilidad de nuevos desarrollos y de una vinculación más abierta con los distintos medios civiles que signifiquen la apertura de nuevos mercados a los productos que puedan elaborar estas fábricas”.

“LA REACTIVACIÓN TIENE QUE SER CON TODOS LOS DESPEDIDOS ADENTRO”

El secretario General de ATE Villa María, Fernando Mercado. Gentileza: El Diario del Centro del País / Villa María.

El secretario General de ATE Villa María, Fernando Mercado, señaló ayer a ENREDACCIÓN que “celebramos  y  vemos con buenos ojos que el intendente (Martín Gil) va cumpliendo con el compromiso que tiene con los trabajadores y con el sindicato” y reclamó que la reactivación de Fabricaciones Militares se dé con “todos los trabajadores despedidos adentro”.

Agregó que “en lo que hace a  la reactivación de Fabricaciones Militares, el primer punto que vamos a plantear es que tiene que estar compuesta  con todos los trabajadores despedidos adentro. Y a medida que se vaya dando la reactivación que el ministro (Aguad) dice que se va a ir dando, los  trabajadores también vamos a pedirle que queremos ser partícipes y auditores del gasto que se tiene . Me parece que acá hay que recortar costo innecesarios como son los altos sueldos  de muchos funcionarios y  no de los trabajadores”.

En ese sentido, señaló que “hay ejemplos de gastos innecesarios, como son las  consultoras que se contratan para auditorías y que estos gastos innecesarios hacen directamente en que el precio de los productos que se fabrican se  afecte negativamente”.

Mercado demandó además que “(Aguad) muestre tanto al municipio como la provincia y a los trabajadores cuál es el plan de reactivación que tiene, porque nosotros como trabajadores  no podemos hablar de una fabricación reactivada mientras esté la fábrica de Azul cerrada y haya más de 500 trabajadores despedidos”.

Finalmente explicó que “seguramente esta haya sido una de las primeras reuniones, así que seguiremos avanzando con Martín Gil a la cabeza y el intendente de Rio Tercero Martino  en una relación profunda, aportando datos, ideas en todo lo que hace a la reactivación general de Fabricaciones Militares (Azul, Fray Luis Beltrán, Villa María, Jachal, Río Tercero y su Sede Central)”.

“ES BUENO QUE SE HAYAN REUNIDO”

Mientras que el secretario Gremial de ATE Río Tercero, Damián Albornoz, aseguró que “es un mandato de los compañeros, es lo que le pedimos al intendente (Martino), que iniciara gestiones en defensa de la fábrica. Valoramos la predisposición de los intendentes. Lo bueno, es que se hayan reunido, es buena la institucionalidad”. Las declaraciones del dirigente sindical fueron realizadas a la FM Sol de Río Tercero.

El secretario Gremial de ATE Río Tercero, Damián Albornoz. Foto: Gentileza ATE.

Luego agregó que “también nos gustaría ver el plan estratégico para Fabricaciones Militares, la reincorporación de los compañeros despedidos, el pase a planta permanente y la recuperación de la producción. (…) Nos hace ruido todo lo que tenga que ver con asociarnos con el capital privado y que eso sea un primer paso para la privatización. En eso no estamos de acuerdo. Y nos preocupa que Fabricaciones Militares no tenga un anclaje en la producción para la defensa, a no ser que ya esté definido un plan y que las armas se vayan a comprar a otros Estados cuando nosotros tenemos producción propia”.

Sumate al equipo y ayudanos a contar más historias.

fabian.garcia@enredaccion.com.ar

@garciadelapampa

Cómo comunicarse:

Redacción: hola.enredaccion@gmail.com

Lectores: hola.enredaccion@gmail.com

Equipo de Investigación: afondo.enredaccion@gmail.com